La economía de Canadá depende de los latinos

Misael Salazar F.

Los canadienses están conscientes que necesitan de la población migrante no solo para mantener la actividad económica y potenciar su crecimiento. Hay otro gran aporte de los migrantes y tiene que ver con el desarrollo demográfico del país.

Gran parte de la economía de Canadá descansa sobre los hombros de los inmigrantes latinos

Se estima que cada año ingresan a Canadá unos 300.000 migrantes. Y si bien es cierto que muchos viajan al país como trabajadores temporales, también lo es que el país requiere y está buscando la forma de retener esta población a la que considera clave para continuar apalancando el desarrollo de su economía.

Las autoridades de la provincia de Quebec, por solo citar un ejemplo, han dicho que requieren, en promedio, unos 80.000 migrantes cada año, para sostener su aparato económico.  

Antes de la pandemia, ya la economía canadiense dependía en gran parte de la mano de obra migrante. Y cuando apareció el Covid-19, se hizo más evidente que la mano de obra migrante resultó vital para mantener activa la producción agrícola, la industria e inclusive un sector tan básico como la salud.

La senadora canadiense, de origen latino, Rosa Gálvez, resumió en una frase la importancia de los migrantes en la vida canadiense: “No sé qué hubiera sido de nosotros, los canadienses, si en plena pandemia del Covid, los trabajadores migrantes no hubieran laborado en el campo para proveernos los alimentos”.

Héctor Giraldo, Director General de la Cámara de Comercio Latinoamericana de Quebec, también conoce la importancia de los inmigrantes latinos en Canadá. “La comunidad latinoamericana en Montreal es muy joven, muy estudiada, dice, y ello favorece la integración socioeconómica de los migrantes a la vida canadiense”.

En Canadá también existe plena consciencia de que los migrantes pueden ayudar –y de hecho lo están haciendo –en el crecimiento demográfico del país.

La población canadiense se está envejeciendo y por un asunto meramente cultural, han dejado de tener hijos y o tienen máximo uno. Ello hace que el país necesite gente joven y allí juega un papel muy importante lo que dice Héctor Giraldo: “Los migrantes latinos son jóvenes y educados”. Y trabajadores, obviamente.

Los migrantes llegan al Senado

Desde hace algunos meses, hay una campaña pedagógica en Canadá sobre la importancia de los migrantes en su vida económica y social.

Desde el mismo gobierno están conscientes de la importancia de los latinos en Canadá

Tan clave es este tema para los canadienses, que la senadora independiente Ratna Omidvar, tiene previsto presentar al Senado canadiense una moción para otorgar la residencia a los migrantes que deseen quedarse a vivir en el país.

La también senadora, Rosa Gálvez, recuerda que cada año ingresan al país unos 300.000 inmigrantes, muchos de ellos conocidos como trabajadores temporales.

El propósito es lograr que muchos de ellos se queden y empiecen a hacer vida en territorio canadiense. Con ello empezarán a garantizar el futuro de este país que nació a partir de varias olas migratorias y que ha conseguido en los inmigrantes un sostén muy importante para su presente y su futuro.     

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *