La última carrera de Siachoque. (XVI. Vuelta al Táchira en Bicicleta, 1981). XXI

Crónica tomada del libro: Vuelta al Táchira en Bicicleta. (53 Años de Historia), escrito por el periodista Misael Salazar Flórez

Carlos Julio Siachoque, el campeón de la XVI Vuelta al Táchira en Bicicleta

Santa Isabel es uno de los tantos barrios de la capital colombiana. Al menos hasta hace dos años, allí se podía hallar una casa de tres pisos, identificada con un aviso que rezaba: Bicicletería. Repuestos. El negocio siempre estaba cerrado, al parecer porque la zona no es muy comercial y poca gente se acercaba hasta aquel lugar.

Allí vivía para entonces, y creemos que aún, un hombre que cumplía 63 años –hoy debe tener 68-, de escasa memoria, lo que le impedía recordar con facilidad que había sido el campeón de la Vuelta al Táchira de 1981, que fue tercero en la Vuelta a Colombia de 1975 y que ganó el Clásico Polímeros Colombianos de 1974, venciendo entre otros al italiano Félice Gimondi, al español Manuel de la Fuente y al propio Martín Emilio «Cochise» Rodríguez: Se trata de Carlos Julio Siachoque. Agreguemos que el Clásico Polímeros Colombianos, fue una extraordinaria carrera donde participaron, conjuntamente, ciclistas profesionales y aficionados. El venezolano Nicolás Reidtler también corrió en esta competencia.

A la Vuelta al Táchira vino por primera vez en 1974, acompañando a Álvaro Pachón y a Juan de Dios «Escobita» Morales, quienes lo relegaron al tercer puesto de la clasificación general, debido a problemas internos entre el equipo colombiano. Esa fue la vuelta donde los colombianos se atacaban entre sí. En la Vuelta al Táchira de 1975 llegó  quinto y en la Vuelta al Táchira de 1980 –cuando ganó Epifanio Arcila— ni siquiera apareció en la lista que elaboran los especialistas con los nombres de los pedalistas participantes.

Carlos Julio Siachoque ganó la Vuelta al Táchira en el cuarto intento

Por 1981, Carlos Julio Siachoque estaba pensando en el retiro cuando le llegó la invitación para la Vuelta al Táchira y lo hizo junto a Edgar Corredor, Fabio Navarro, Plinio Casas (quien venía de ganar la Vuelta a Chile), Fabio Parra y Luis Carlos Manrique.

Rusia había enviado un fuerte equipo integrado por Alexander Gusiatnikov, Serguei Nikitenco, Serguei Kodatski, Nikolai Anisimov y Alexander Dolbikin. Tadeus Wojtas y Jan Jankiewiz venían, entre otros, por Polonia y ya se asomaba en Venezuela una nueva generación de pedalistas integrada por Carlos Alba, Mario Medina, José Lindarte, Leonardo Bonilla, Jesús Torres, Domingo Mercado, Marcos Mijares, Juan Arroyo, Olinto Silva y Justo Galaviz, entre otros. Algunos de ellos serían los futuros ganadores de la Vuelta al Táchira. En total se inscribieron 62 pedalistas para disputar la vuelta de este año.

Siachoque Vs. Gusiatnikov

La lucha fue a muerte entre el colombiano Carlos Julio Siachoque y el soviético Alexander Gusiatnikov, el hijo de un guardabosques, que venía de ser el campeón nacional de ruta, Diletantes, de la URSS y que había ganado el Tour de Yugoeslavia, el Tour de Bulgaria y la Ruban Granitier Breton de Francia.

Siachoque ganó el circuito de la vuelta y mantuvo el liderato en la segunda etapa, entre San Cristóbal y Rubio que ganó Juan Arroyo; en la tercera etapa, entre San Cristóbal y Santa Bárbara que ganó el propio Gusiatnikov y en la cuarta etapa entre Santa Bárbara y Barinas que ganó otra vez Juan Arroyo.

En la quinta etapa, entre Barinas y Guanare, ganó el ruso Nikolai Anisimov y allí Siachoque fue destronado por Alexander Gusiatnikov, quien mantuvo el liderato en la quinta etapa, fracción «B’; una contra reloj entre El Santuario de la Vírgen de Coromoto y Guanare, que ganó el polaco Szcepkowski.

El «tanque» ruso se funde

El soviético sorprendió a todo el mundo subiendo hasta La Grita donde ganó Nelson Cabrera, se mantuvo en el trayecto que culminó en Colón, pero fue vencido por Siachoque en el último tramo disputado entre Colón y San Cristóbal sobre una distancia de 146 kilómetros.

 En esta etapa, de regreso a Peracal, Colombia lanza al ataque a Edgar Corredor. Siachoque y Fabio Parra salieron en su búsqueda, lo dejaron atrás y siguieron solitarios rumbo al Velódromo de Pueblo Nuevo. Era el cuarto intento de Siachoque. Había ganado la última gran carrera de su vida, porque aunque se retiró en 1984, luego de la Vuelta al Táchira no volvió a tener una notable figuración.

Un capítulo amargo

Luego vendría el capítulo amargo en la vida de Carlos Julio Siachoque. El 22 de noviembre de 1996, las autoridades colombianas allanaron una vivienda en el barrio San Antonio de Bogotá donde había una tonelada de droga de alta pureza. La vivienda era de Carlos Julio Siachoque.

El campeón de la Vuelta al Táchira de 1981 duró dos años huyendo de la justicia colombiana. Fue condenado por un juez sin rostro a 6 años de prisión, de los cuales pagó 33 meses. Quedó libre el 6 de agosto del año 2001. «Entré con la cabeza gacha y salí con la frente en alto’; dijo Siachoque al quedar en libertad, «…porque ya no le debo nada a la sociedad».

La escasa memoria de Siachoque, a sus 68 años de edad, quizás tiene que ver con la intención de olvidar este triste capítulo de su vida del cual ha logrado reponerse. Hace tres años, el campeón de la Vuelta al Táchira de 1981, formaba parte de lo que él mismo llama los «cuchos boys’; hombres de su edad que compiten en carreras ciclísticas en Colombia. En el 2012 llegó a su casa en el barrio Santa Isabel con una medalla de oro y una camiseta. A sus 63 años de edad había ganado la contra reloj por equipos en una carrera en Girardot. Es que hace algunos años regresó a la vida ciclística que abandonó durante 22 años.

2 comments on “La última carrera de Siachoque. (XVI. Vuelta al Táchira en Bicicleta, 1981). XXI

  1. Luis Alfonso Rubiano

    Gran persona y amigo, alegre, muy disciplinado, he aprendido mucho de él. Que Dios lo cuide y le dé un resto de vida con salud y prosperidad.

    Reply
  2. Rafael Velandia

    Ningún escasa memoria, Carlitos tiene una memoria prodigiosa y recuerda cada detalle, ha sido una vida de muchos avatares y cada detalle describe situaciones precisas en tiempo y lugar… El país corrupto lo uso, de la misma manera en la usa a todas sus figuras para hacer cosas malas, y después lo dejó abandonado a su suerte… Él es un grande y siento lo será…!!!!

    Reply

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *